sábado, 13 de septiembre de 2008

Lo nuevo de Extremo, la primera flor de este vertedero

He esperado mucho, los he visto en dos conciertos sin conocer nada de lo que sería su nuevo disco. Sólo el prometedor "Dulce introducción al caos", dulce y amargo al mismo tiempo. Con los colmillos afilados esperando, con los colmillos afilados también porque la vida a veces te pone en guardia, ayer por fin lo escuhé. Bueno, no lo escuché, se me metió... y de nuevo me curó. Gracias Robe, a tí también te pasa algo, lo sé, no se explica si no esto.





Se acabó.
El odio me arrolló la razón .
Con mi época estoy comprometido .
Y el amor se fue volando por el balcón
a donde no tuviera enemigos .
Y ahora estoy en guerra contra mi alrededor
no me hace falta ningún motivo.
Y es que soy
maestro de la contradicción
y experto de romper lo prohibido .


Y por eso los chiquillos ya se acercan a mí
que intento ser feliz .
Desde entonces de esta cárcel no me dejan salir
no tengo a donde huir .
Voy a hacer un butrón
que saque la cabeza fuera .
Y sigo preso
pero ahora el viento corre alrededor.
Por mis pecados sigo preso.
Carne y hueso...
Se muere de hambre el mundo alrededor
tú y yo total de carne y hueso.


Por dinero los maderos van detrás de mí
que intento ser feliz .
Y abocado a los tejados me he mudado a vivir
por desobedecer, por ver al sol salir
por sacar la cabeza fuera.
Y sigo preso
pero ahora el viento corre alrededor .
Por mis pecados sigo preso.
Carne y hueso...
Se muere de hambre el mundo alrededor
tú y yo total de carne y hueso .


Necesito saber
Dime tu nombre
De dónde sale el sol
Y de qué se esconde
Necesito saber
Dime tu nombre
De dónde sale el sol
Y de qué se esconde
(Necesito saber)
Si miro alrededor no puedo comprender
me da pereza.
(dime tu nombre)
Si hay algún escalón, para mí un tropezón
voy de cabeza.
(de dónde sale el sol)
Tuya es la habitación para que vuelva por
naturaleza.
(y de qué se esconde)
Hay un televisor en medio del salón
no me interesa.


Vente a la sombra, amor
que yo te espero
que tengo el corazón
aquí con bien de hielo.
Vente a la sombra, vente amor
que yo te espero que tengo ya el cerezo en flor dentro del cuerpo .


Se me cae la casa desde que se marchó.
Ahora ya solo espero el derribo.
Y es que perdí
la pista del eje del salón
estoy continuamente torcido .
Y ahora sólo pienso en ella
no encuentro razones donde su recuerdo se me clava entre las cejas. Sueño con melones encima de la mesa...

Buscando mi destino viviendo en diferido sin ser, ni oír, ni dar. Y a cobro revertido quisiera hablar contigo y así sintonizar.

Sueño que empieza otra canción Vivo en el eco de su voz entretenido Sigo la estela de su olor que me susurra “vámonos vente conmigo”

Hay un desierto hay un vergel lleno de flores de papel pensaba que sería frío el amanecer te equivocabas otra vez quemaba.

Llegó el verano y asoló primavera y el sol asfixia en tu jardín. Y se le caen los pajaritos a la higuera que ya no cantan para mí.

Abrí los ojos para ver con el destino me encontré de cara. Lo tengo todo a medio hacer me preguntaba, si tal vez mañana...

Necesito saber Dime tu nombre De dónde sale el sol Y de qué se esconde Necesito saber Dime tu nombre De dónde sale el sol Y de qué se esconde

Vente a la sombra amor que yo te espero que tengo el corazón aquí con bien de hielo Vente a la sombra, vente amor que yo te espero que tengo ya el cerezo en flor dentro del cuerpo.

Si miro alrededor no puedo comprender me da pereza Y si hay algún escalón para mi tropezón voy de cabeza Y de la habitación para que vuelva amor chorro de lefa La educación de la televisión no me interesa.


--------------------------

Perdón por cómo está expuesta a letra. La informática no es lo mío, y esta canción no merece que sea expuesto así. Es como arrancar la flor entre la basura y robarle pétalos...

Es larga, a veces dulce, a veces optimista, a veces amarga, melancólica, pesimista... como la vida misma. Como la vida con una persona. Por eso tiene que durar lo que dura, por eso tiene subir y bajar, por eso necesita más de instrumentos de otra cación. Porque la forma está al servicio del fondo. Y expresar algo complejo con algo simple es peligroso. Hasta un oboe... fue sólo escuchar ese oboe al principio y dolerte, y saber que puede ser bonito que te duela una canción, porque te sientes acompañado, porque parece que alguien te ve a través de un agujero y es capaz de hacer arte con lo que sientes...

Yo también por mis pecados sigo preso. Y he hecho un butrón en la cárcel para que al menos haya aire a mi alrededor. Al menos a veces saco la cabeza fuera, intentando ser feliz, sí. Pero el agujero es pequeño, y me lo han cerrado esta semana. Castigado si aire limpio. Más preso aún me siento. "Se muere de hambre el mundo alrededor...", y yo mismo, de hambre y frío. Ya no hay calor, a alguien se le mojó la leña. ¿Quién me calentará ahora?

Y habla de odio, y de amor que se escapa a donde no tenga enemigos, y de partidas, y de ausencias, de recuerdos que se clavan entre las cejas... ¿A quién no le puede servir esta flor? Todo el mundo se puede sentir identificado, aunque yo, puro egocentrismo, creo que Robe me la hizo a mí... A mí... Por ciero, a mí me preocupa sobre todo no de dónde sale el sol, sino de qué se esconde... El sol... me gusta, dan ganas de escapar sólo por verlo salir... pero es duro intuir que algo que quieres se esconda de tí.

También da pereza pensar, y hay ecos de su voz, me gustaría seguir el rastro de su olor, pero no huele a nada... Y a quién no le resuena en la cabeza un "vente conmigo...". Y cuando las guitarras no son guitarras sino ametralladoras... a quién lo le gustaría pensar que son capaces de hacer el efecto de una pastilla. Sólo borrar, sólo apartar cuando duele. Sólo acompañar cuando hay rabia. Todo eso es una canción. Al menos esta, el tercer corte de "La ley innata", un disco que suena a despedida... Esto es un breve resumen, la beve ficha de la flor, lo que sentí cuando la olí. Hoy. Ayer olía diferente.

Pero sin duda, la parte más bonita, y creo que el mensaje definitivo entre tanto sube y baja de esta canción es la invitación sincera, limpia, incluso con una sonrisa de que te vengas a la sombra conmigo, que yo te espero, que tengo el corazón en hielo porque calienta demasiado, y dentro del cuerpo... mi cerezo en flor. Vente, amor, que yo te espero.

No hay comentarios: