viernes, 12 de septiembre de 2008

No todo huele mal...

Hoy llueve mucho... Se ha acabado el verano, falta mucho para la primevera... Al menos ha caído en mis manos el nuevo disco de Extremo... Y mi trabajo... ummmm... empiezo a pensar que lo único bueno es que trabajo poco. Pronto llegará el otoño y las ganas se caerán de mi pecho, no te resbales en la acera con ellas. Todas ahí, secas, unas encima de otras. Tantas pajas mentales perdidas es como desperdiciar el semen. Esto es el banco de esperma de mis pajas mentales, quizá a alguien le sirva y de aqui nazca un suspiro, una alegría, un guiño, una sonrisa, una esperanza de que todo no es tan feo, no todo huele mal... Todos los blogs personales o son diarios de una vida anónima que no deja de ser anónima por poner fotos de las vacaciones en la playa, o son vertederos de miseria o esperanza, según se mire. Este no es original, es de la segunda clase, y también hay miseria y esperanza.

Alguien dijo que en este mundo de tristes una sonrisa es la mayor de las disidencias. Siempre me gustó ser rebelde y sin embargo no he sabido, no he podido, me he acobardado... Sonreir cuesta. Pero yo repito muchas veces para darme ánimos que "uno no está derrotado hasta que acepta la derrota" (eso tampoco es original, se nota que soy poeta frustrado). Y la derrota no ha llegado aún, porque no pienso aceptarla, por muchas cuestas que me encuentre, o aunque la cuesta sea en el fondo sólo una, larga y dura... Así que hoy sonrío y me repito "hoy no seas tan capullo, has encontrado una flor silvestre, auque sea salvaje, regálasela...".

1 comentario:

Penélope dijo...

He leído tu blog. Y no me atrevo a escribir en tu ultimo post, el más reciente.
Pero me gusta más que muchos blogs que he leído. Porque pones tu alma en él.
Cuando se te pase, si es que se te pasa, vuelve a escribir.
Te estaré esperando.

Besos.